El Albacete salvó un punto frente al RCD Espanyol


El Albacete empató frente al Espanyol en un partido con dos caras. El equipo de Albés, con los mismos de la pasada campaña, fue poco menos que un desastre en la primera mitad, donde Fuster desaprovechó dos penaltis y el Espanyol aprovechó para irse con ventaja con el gol de Calero. En la segunda, el panorama cambió y el equipo mereció el empate, que llegó en el tiempo añadido por medio de Quiles.

Sorprendió en cierto modo Rubén Albés dejando a Agus Medina en el banquillo. El fichaje que durante la pretemporada ha tenido más presencia en el campo y ha dejado muy buenas sensaciones se quedaba en el banquillo para jugar con dos laterales en el extremo derecho, con Álvaro Rodríguez y Carlos Isaac. De esta manera, el Alba salió con un 4-4-2 que no terminó de encajar, sobre todo en los primeros minutos. El equipo manchego defendía al hombre y el descontrol hizo que el RCD Espanyol dominase con claridad y ocasiones para adelantarse pronto en el marcador.

Nico Melamed ya había estrellado un disparo en la madera a los dos minutos y sus acciones generaban mucho peligro ante un Albacete desconocido, deslabazado, sin encontrar su sitio en el terreno de juego. Por la banda izquierda Julio Alonso tenía muchos problemas y los jugadores pericos no se lo pensaban dos veces para lanzar a portería, como con un remate de Pol Lozano que Bernabé tenía que despejar a córner.

Tuvieron que pasar muchos minutos para que el Albacete pudiera asentarse en el terreno de juego, pues Juanma e Higinio estaban muy solos arriba y el balón estaba más tiempo en las botas de los jugadores rivales. Lazo era otro de los que probaba fortuna tras el rechace de un córner y el balón se marchaba fuera.

Con 20 minutos de partidos y un Belmonte callado, el Alba empezó, por lo menos, a llegar con algo más de continuidad al área del Espanyol. Fuster metía un centro espectacular al segundo palo, pero Carlos Isaac no lograba conectar el remate y se perdía una buena ocasión. Poco después llegó un buen contragolpe en el que Fuster jugó con inteligencia, templando y dejando luego el balón en profundidad para Julio Alonso, que era trabado por Óscar Gil y el colegiado señalaba penalti.

El lanzamiento de Fuster, muy ajustado al palo, era tocado lo justo por el guardameta Pacheco para que la pelota tocase en el palo, se pasease por toda la línea de gol y se marchase a córner. Primera gran ocasión que no acercaba a materializar el Alba.

(Más información en la edición impresa y en la APP de La Tribuna de Albacete https://latribunadealbacete.promecal.es)





Source link

PROGRAMA ONLINE DE DISEÑO DE MEZCLAS

Los Tejos

SUSCRIBETE AL BLOG

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

Únete a otros 2 suscriptores
error: Contenido protegido!!