Despojan a Tennessee de sus victorias del 2019 y 2020



El programa de fútbol americano de los Volunteers fue sancionado por violaciones de reclutamiento bajo las órdenes del entrenador en jefe Jeremy Pruitt

El programa de fútbol americano de Tennessee fue despojado de todas sus 11 victorias de las temporadas del 2019 y 2020 bajo las órdenes del ex entrenador en jefe Jeremy Pruitt como parte de los castigos impuestos por la NCAA derivados de violaciones de reclutamiento, indicaron oficiales de la universidad a ESPN.

Tennessee evitó una suspensión de postemporada, pero recibió una multa de 8 millones de dólares por parte de la NCAA –la cual se cree es la mayor sanción impuesta en un caso de infracciones de la NCAA— y se le impusieron cinco años como periodo de prueba, el cual incluye la reducción total de 28 becas. La NCAA consideró que 16 jugadores eran inelegibles cuando jugaron en esos partidos del 2019 y 2020 debido a su participación en lo que la NCAA dijo fueron más de 200 infracciones cometidas durante las tres temporadas de Pruitt en Tennessee del 2018 hasta el 2020. El récord oficial de Tennessee se cambiará para reflejar que los Volunteers terminaron 0-5 en el 2019 y 0-7 en el 2020 y el récord final de Pruitt en Tennessee será 5-19.


La anulación de esas victorias no significa que sus rivales en esos partidos recibieron la victoria. El récord de todos los tiempos de Tennessee ahora es 856-410-53, lo cual saca a los Vols del top 10 nacional en triunfos.

Las fuentes dijeron a ESPN que algunos de los jugadores que fueron declarados no elegibles, incluidos aquellos que se transfirieron a otras escuelas, luego pudieron recuperar su elegibilidad al recibir inmunidad y cooperar con la NCAA en su investigación contra Tennessee. Pruitt recibió una sanción de seis años de la NCAA y no ha dirigido a nivel colegial desde que fue despedido al final de la temporada del 2020. Pruitt, quien no recibió nada de los 12.6 millones de su cláusula de rescisión, indicó a ESPN que rechazaba realizar comentarios en este momento.

Kay Norton, presidenta emérita de Northern Colorado y directora de la oficina de audiencias del panel de la NCAA, describió las violaciones como “atroces y expansivas”, convirtiéndolo en “uno de los casos más grandes que este comité haya decidido”. Tennessee había sido acusado de 18 infracciones de Nivel 1 –las más graves en el reglamento de la NCAA— en julio del 2022. Entre los cargos había 60,000 dólares en beneficios no permitidos y que tanto Pruitt como su esposa, Casey, hicieron pagos en efectivo a las familias de los jugadores.

Sin embargo, debido a que Tennessee mostró una “cooperación ejemplar” después de que se informaron las violaciones por primera vez, se eliminó la suspensión en postemporada de la lista de sanciones disponibles. En este caso, dijo Norton, el comité sintió que el “castigo se ajusta al crimen”.

Además de Pruitt, otros tres ex miembros del personal fueron citados, incluido el ex coordinador defensivo Derrick Ansley.

El Knoxville News-Sentinel reportó que Ansley dijo que las violaciones de reclutamiento cometidas fueron “causadas y supervisadas por” Pruitt y otros miembros del personal, una respuesta presentada en nombre de Ansley por su abogado, Gregg E. Clifton. Ansley, ahora coordinador defensivo de Los Angeles Chargers, recibió una sanción de dos años.

“La posición del Sr. Ansley es que su nombre se ha unido indebidamente con estos otros empleados del programa de fútbol americano de Tennessee que violaron los estatutos de la NCAA y las reglas de encierro de COVID”, escribió Clifton en documentos del 21 de noviembre del 2022.

La NCAA descubrió que la mayoría de las infracciones en el caso estuvieron relacionadas con entrenadores de Tennessee que pagaban ilegalmente visitas no oficiales para prospectos y sus padres, incluyendo habitaciones de hotel. Pruitt les dijo a los investigadores de la NCAA que sus asistentes le ocultaron tales irregularidades y que no estaba al tanto de las violaciones.

Oficiales de Tennessee y otros, incluidos el comisionado de la SEC, Greg Sankey, y Pruitt, estuvieron en Cincinnati durante dos días en abril mientras el comité de infracciones escuchaba el caso de Tennessee, que se encendió cuando la rectora de la universidad Donde Plowman dijo en noviembre del 2020 que su oficina había recibido una pista creíble. sobre una posible violación de reclutamiento dentro del programa de fútbol americano. Una semana después, Tennessee contrató al bufete de abogados Bond, Schoeneck & King para investigar cualquier irregularidad. Esa investigación duró casi un año y le costó a la universidad más de 1.5 millones en gastos legales.

Las fuentes dijeron a ESPN que durante las audiencias en Cincinnati, Pruitt pidió al comité de infracciones que no castigara a los jugadores actuales de Tennessee con una suspensión de postemporada y dijo que merecían jugar por campeonatos.

Evitar una suspensión de postemporada era una prioridad de los oficiales de Tennessee, no castigar a los jugadores y entrenadores que no formaban parte del programa cuando ocurrieron las violaciones. La falta de una suspensión de tazones también continúa una tendencia reciente en los casos de la NCAA.

“He dicho desde el principio que estamos comprometidos a ganar con integridad”, sentenció Plowman en un comunicado. “Creo que también resolvimos este caso con integridad, siempre comprometidos a responsabilizarnos a nosotros mismos y a los infractores responsables, al tiempo que protegemos los derechos de los estudiantes deportistas que no tuvieron nada que ver con las infracciones.

“Reconocemos que este fue un caso grave y las sanciones que recibimos del Comité de Infracciones son consistentes con lo que esperábamos y negociamos con el personal de la NCAA el año pasado”.

Todas las partes tienen derecho a apelar. No ha habido noticias sobre si Pruitt procederá con una apelación. Como parte de su castigo, Pruitt sería suspendido por la primera temporada completa si fuera contratado por una escuela de la NCAA.

Cuando Tennessee anunció el despido de Pruitt el 18 de enero del 2021, el director atlético y ex entrenador del Salón de la Fama, Phillip Fulmer, también anunció su retiro. Plowman dijo que el retiro de Fulmer fue independiente y no estaba relacionado con la investigación. Fulmer contrató a Pruitt antes de que Plowman llegara a Tennessee como rectora. Danny White fue contratado como director atlético poco después del retiro de Fulmer y desde entonces ha renovado casi todo el departamento.

Tennessee viene de una temporada 11-2 en el 2022 y ganaron el Orange Bowl con el coach Josh Heupel, la primera campaña del programa desde el 2007 con doble dígito de victorias.

Heupel señaló a ESPN que fue un gran alivio evitar la suspensión en tazones.

“El pensamiento lógico es, ‘¿Cómo vas a castigar a personas y niños inocentes?'”, sentenció Heupel. “Ciertamente estoy satisfecho con el resultado. Para la gente, es la decisión correcta”.



Source link

PROGRAMA ONLINE DE DISEÑO DE MEZCLAS

Los Tejos

SUSCRIBETE AL BLOG

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

Únete a otros 2 suscriptores
error: Contenido protegido!!